HISTORIA DEL JAMON SERRANO

 

¿Cuánto sabemos de la Historia del Jamón serrano? Probablemente no sepamos que ya en la época del Imperio Romano utilizaban la técnica de la salazón, y desde entonces fue recorriendo un largo camino a lo largo de los tiempos, pero que llegó a nuestros días conservando las tradiciones

ancestrales en su fabricación. Distintas civilizaciones, desde  la de los romanos, la de los visigodos y otras, criaron  cerdos y supieron trabajar su preciada carne. Estos cerdos eran sacrificados y para su conservación utilizaban el sistema actual de la salazón, salvo que en esa época era hecha a todo el animal.

Seguramente que al saborear una loncha de este delicioso jamón ignoremos que  la Historia del Jamón Serrano nos cuenta que  los íberos ya criaban una buena cantidad de cerdos, en Tarraco se encontraron rastros arqueológicos de un jamón fosilizado. En monasterios y conventos también siguieron la cultura gastronómica ya que criaban sus propios cerdos,   para alimentarse ellos la historia del jamon serranomismos y para los caminantes que llegaban a sus puertas cansados y hambrientos. Antiguamente en los pueblos, y hasta no hace mucho tiempo  las familias  realizaban la matanza de sus cerdos, y todo era vivido como una fiesta ya que se dedicaban por días y días no solo a conservar sus patas para futuros jamones sino que aprovechaban toda las partes  del animal, que luego les servían como alimento para todo el año o  como medio de pago.

Cabe recordar que en la actualidad se siguen utilizando los mismos procedimientos artesanales de antaño. Para obtener un Jamón Serrano de excelencia es necesario un buen cerdo blanco, podemos distinguir a la raza Duroc, la Pietrain, Landrace, la Large White, que ha  sido criado bajo vigilancia constante y en un hábitat y con una alimentación inmejorables, un proceso de despiece, salazón, curación y secado minuciosos,

dependiendo de la invalorable experiencia y dedicación del personal que atenderá todo este proceso.

La Historia del Jamón Serrano también está contada en la literatura de todos los tiempos, en la Illiada,  en el Quijote, cuando éste alaba la mano de Dulcinea en la salazón de los jamones, "ninguna como la de ella en toda la Mancha". En la Odisea y en mucho otros textos de la literatura universal. Toda esta Historia del Jamón Serrano nos muestra lo ancestral de este alimento que ha sabido perdurar e incorporarse a la dieta de todos los días, llegando a ser un producto típico y representativo de una sociedad y de un país. Una sociedad que ha sabido apreciar todas las bondades de degustar un delicioso Jamón Serrano, ya que lo utiliza  en diferentes platos, especialmente para las fiestas, y saborea diariamente no sólo en sus hogares sino también en bares y restaurantes.

Que además está considerado un alimento muy benéfico para la salud, pasando a integrar la dieta mediterránea gracias a sus infinitas propiedades como las vitaminas del grupo B, gran cantidad de jamon serrano y su historiaminerales como el calcio, hierro, fósforo, y zinc, proteínas y vitaminas del grupo B, colaborando dentro de una dieta equilibrada, al buen funcionamiento de nuestro organismo. Lo que sí sabe el español  que la Historia del Jamón Serrano forma parte de la idiosincrasia de un país que hace de la cocina un arte, que el Jamón Serrano está indisolublemente ligado al ser de España y que es una de las grandes referencias de la gastronomía española,  y que  España es una exportadora de este alimento que es muy apreciado en todos los países a los cuales llega. Entre estos países están Argentina y Andorra, Estados Unidos abrió su mercado y posibilitó la apertura del de México.  En Europa: Francia, Alemania, Portugal y Países Bajos. Siendo Italia el principal competidor.

 


www.jamonesjamon.com ~ El contenido se encuentra registrado bajo derechos de autor | Contacto